Entre todos somos uno

En Bloggers en Accion te queremos contar algo. Cliqueá en la imagen.

sábado, 14 de enero de 2012

Humilde respuesta y bienvenida a PLATAFORMA 2012 Parte II

El manifiesto de PLATAFORMA 2012 a tenido dos novedades, a la fecha: retiraron la adición de comentarios y agregaron una nota firmada por los intelectuales Maristella Svampa y Roberto Gargarella.
En este link se puede leer los dos pronunciamientos: http://plataforma-2012.blogspot.com/

A Maristella Svampa y Roberto Gargarella

De mi mayor consideración.

Ya en el primer párrafo, derrapan.  Fue difícil en otras épocas, épocas de golpes de estado y democracias custodiadas muy de cerca. (Remember 26 planteos militares y 6 intentos de golpes de estado  a Arturo Frondizi).

A partir del año 1983, con el triunfo de Alfonsín, la cosa fue en constante mejoría, hasta llegar a la actualidad, actualidad que comienza especialmente en el año 2003, en donde sí se da el inicio de una oposición sistemática y muy dura, durísima diría yo, en contra del kirchnerismo.

Oposición que no fue reprimida, si contestada, confrontada, por el kirchnerismo, porque esa es la idea en un Estado de Derecho. Alcance, para comprobar la dureza, la nota de Claudio Escribano en La Nación, en donde nos anoticiaba que la Argentina se “había dado gobierno por un año”. Link para refrescarlo: http://www.lanacion.com.ar/496350-treinta-y-seis-horas-de-un-carnaval-decadente
Artículo fundador de una oposición sostenida por un odio descomunal que apenas pueden en la actualidad disimular.

Los debates, cuando se mediatizan, suelen simplificarse, cosa que se ha dado en estos tiempos también. Pero la cosa es un poco distinta a como la plantean ustedes: “pro-K o anti-K”. Es, sostengo, mucho más profunda, entre proyectos muy distintos, tanto a derecha como a izquierda del peronismo.

Hacia la izquierda nos topamos con que quieren estatizar todo. Y hacia la derecha, tenemos el genocida ajuste económico permanente, de larga y siniestra data en el país,  que podríamos ubicar su comienzo sistemático hacia el golpe del `76 y su final en el 2003, con la asunción de Néstor Kirchner.

¿Saben lo que creo? Las lecturas que hacen tanto a izquierda como a derecha se juntan en un punto, pero se equivocan medio a medio. A derechas creen que todo se va al infierno, y por ese motivo, la gente va a dejar de ser peronista, que le va a quitar el apoyo a Cristina. Y por izquierda, lo mismo: apuestan a un desastre que va a lograr que la gente se haga marxista.

Esta lectura se basa en el prejuicio de que se es peronista por una prebenda de comité. Grave error. Se los digo, porque parece que lo ignoran: somos peronistas porque tenemos profundos y arraigados valores éticos. Si les interesa conocerlos, los pueden encontrar en la Justicia Social.
No son pocos, en verdad, los intelectuales que vienen sosteniendo una “posición coherente”, pero solo de crítica, de crítica y acusacionismo, si me permiten el barbarismo.

Todo lo que sea construcción de espacios críticos y democráticos ya no tiene posibilidad de ser discutido, es  cosa simplemente deseada y bienvenida. Pero sería bueno que aclararan cuáles han sido “los temas y necesidades” planteados en el manifiesto. Sostengo que no hay nada más en dicho pronunciamiento que el repetir las acusaciones y mentiras de las tapas de Clarín y La Nación de los últimos 3 años.

Ser críticos de la última dictadura genocida, del menemismo y sus políticas neoliberales, defensores de la igualdad, de un Estado absolutamente presente, de los derechos humanos, o trabajando desde distintas disciplinas con los sectores más vulnerables,  no hace otra cosa que hablar muy bien y darles prestigio a ustedes.
Pero este prestigio se derrumba cuando hablan de “el nuevo ciclo de violaciones de derechos humanos” que estaríamos padeciendo en nuestro querido país. Se derrumba porque es una simple mentira. Simple y siniestra.

Por lo muy mal intencionada, digo. Toda sociedad, en su diario devenir, presenta conflictos, derivados de los problemas que en ella subyacen. Y la solución de todos esos problemas es algo no logrado por nadie en ningún país del mundo. Y no se logra en 24 o 48 horas, ni tampoco en 8 años.

¿Y saben por qué? Porque hay intereses, y muy fuertes, jugando en contra de las soluciones. Y la Argentina no es la excepción. Y tampoco el Gobierno tiene la suma del poder, tal como quedó demostrado con el tema de la 125.

Esos intereses son muy visibles en el tema de la inflación, por ejemplo. Cuestionan ustedes el INDEC, pero nada dicen de lo que en Economía se llama Inflación de Demanda, esto es, no invertir, por parte de los empresarios, las utilidades para satisfacer la mayor demanda, simplemente la contienen con el aumento de los precios. Y esto, que podríamos llamar “violación de derechos humanos”,  lo hacen los empresarios, no el Gobierno.

En cuanto a “los esquemas maniqueos”, este es una prerrogativa exclusiva de ustedes: no proponen nada, solo acusan, no hacen otra cosa, de todos los males reales que abundan en este bendito país, a Cristina, y si no alcanzan, los inventan. Pongo por caso la “asociación con la General Motors” afirmación de ustedes que contiene un subtexto acusatorio de las peores cosas que pueda hacer un ser humano.

Sin embargo, el hecho, público y notorio fue que en plena crisis del 2008/09, el Gobierno Nacional le otorgó a esa empresa un préstamo para solventar el desarrollo de un nuevo modelo de auto y el pago de medio sueldo a sus empleados, préstamo otorgado a 4 años de plazo, y que fue devuelto por la empresa en menos de 2. Creo que basta como prueba sobre la falta absoluta de veracidad de las acusaciones por ustedes vertidas.

En cuanto a la crítica que hacen a  “la fractura del pensamiento crítico”, por un lado, me parece que debe ser bienvenida, ya que va a provocar un debate más que interesante, y por el otro, ¿cuáles son las razones para que un intelectual deba ser solamente crítico? ¿Qué dirían ustedes si asumiera un Gobierno que hiciera todas las cosas que reclaman? ¿No defenderían sus “aciertos”?

La antinomia por ustedes remarcada, es cosa natural, ya que es insalvable que exista contradicción. Y lo que ustedes afirman que es “tener serias dificultades para tomar distancia crítica” no es otra cosa que ser coherentes, en el caso de Carta Abierta, con lo que siempre han reclamado: un Gobierno nacional y popular, inclusivo, que desarrolle la industria, que entronice la política, el debate y enfrente a los poderes fácticos, como lo hizo con la Ley de Medios y la reforma a las leyes de Quiebras y del Matrimonio.
Si siempre lo han reclamado y defendido, ¿por qué habría ahora de oponerse y criticar esos cambios? Es un delirio esto que afirman. Aunque se agradece que reconozcan que suelen “aparecer algunas críticas”, aunque valgan menos porque “son posteriores al elogio” Nadie es perfecto, muchachos.
Y vuelven ustedes a acusar de los hechos criminales acaecidos en las provincias como también de responsabilidad del Gobierno Nacional. Per Saltum, le llamo yo. Y como para estar a tono con el debate por ustedes solicitado y ver si podemos saldar esta cuestión, ¿no creen que ya es hora de ponernos a discutir esta acusación a la luz de las Constituciones, leyes de las provinciales y nacionales y los alcances del federalismo y ver que surge de ahí?
El poder político detentado por el Gobierno es algo por el cual han trabajado, así como han trabajado en la oposición para quitárselo. No tiene nada de malo que se tenga ni que se lo use, siempre, por supuesto, dentro de las reglas que marca el Estado de Derecho. ¿Cuáles han sido las reglas violentadas por el Ejecutivo aprobando las leyes que sancionó en uso de la mayoría legítimamente obtenida? Legitimidad por ustedes reconocida, es justo aclarar. Cuando hablan de “concentración de poder político en manos del ejecutivo” se olvidan de mencionar de la concentración de poder de que disponen los sectores empresarios y financieros, olvido muy avieso, sostengo.
Lo que desmiente de manera tajante, además, una “diabólica” hegemonía del Gobierno. También olvidan mencionar los 2 años en que la oposición tuvo mayoría absoluta en el Congreso, mayoría que no dio ninguna ley, a pesar de que hace ya un par de años también que el GAFI venía solicitándole al Gobierno la sanción de leyes anti-lavado y anti-terroristas, reclamo apoyado por todos los medios opositores, en los cuales muchos de ustedes editorializan.
¿Cómo es que siendo “los buenos” no sacaron una ley antiterrorista perfecta?  La realidad nos muestra que “la nueva Ley Antiterrorista ha elegido un camino que impide cualquier forma de aplicación irracional”, no como tergiversan ustedes.
Lo que hace esta Ley es “agregar  un agravante de conductas que ya se encontraban tipificadas como delito en el Código Penal. Esto es que quien con su conducta no perpetra ningún delito no puede por el simple hecho de “producir” terror convertirse en pasible de una sanción penal”.
Queda más que claro “que para que pueda predicarse de terrorista cierta acción, esta antes deba ser una acción delictiva. Luego de ser calificada como delictiva se pasa al análisis de si puede o no calificarse, además, de “terrorista”. Si efectuar un corte de ruta u otra forma de protesta social no eran delitos hasta ahora, tampoco lo serán con la nueva ley. Lo mismo sucede con la difusión de noticias, incluso falsas, de índole económico”.
Fuente: http://misionesparatodos.com.ar/2011/12/una-replica-a-las-criticas-a-la-ley-antiterrorista-por-paola-spatola-2/
Y de paso, ya que estamos, ¿por qué no aclaran cuales son las leyes “malas” y porque y cuáles son los cambios que ustedes proponen?
Cuando acusan de “agravamiento de las desigualdades y desposesión” ¿se refieren a la entrega de más de 3 millones de netbooks y a la construcción de 1700 escuelas? ¿O  describen a la Asignación Universal por Hijo? ¿A las 800.000 viviendas construidas?
También deben estar hablando del aumento del PBI, del consumo en supermercados, del record de venta de 0KM y usados, de las paritarias, del Matrimonio Igualitario, de la cancelación de deuda con el FMI y el rechazo a sus directivas y presiones, anulación de leyes de impunidad y juicios a los genocidas, Planes  “Nacer”  y “Remediar”, de cobertura gratuita a embarazadas y niños hasta 6 años y entrega de medicamentos, también gratuita, a mas de 15 millones de personas.
Créanme. La lista es muy larga, por eso les pongo un link que los enumera:   http://www.comunidadk.com.ar/f5/logros-del-kirchnerismo-dani-tilca-1005/

Y tengan la plena seguridad que de ninguna manera nos olvidamos de los muertos, de nuestros muertos, sean de la fecha que sean. No nos olvidamos ni nos tragamos que de los 14 a los que ustedes hacen referencia, la culpa es de Cristina. Sostener que solo el kirchnerismo está haciendo política en el país es una muy infantil falacia. Hay muchos más.

Y sostengo que varios son bastantes sucios, hasta acusan a pobres ancianos jubilados de ser cómplices de parricidas.

¿Y en base a que argumentación sostienen ustedes que los muertos del Indoamericano no son obra planeada y ejecutada por el macrismo? En política, cuando no se sepa o no haya acuerdo sobre quién cometió un crimen, solo hay que averiguar a quien benefició.
Y pareciera que el Gobierno hace proselitismo matando gente, ¿verdad? Porque eso es lo que sostienen ¿no? Que este es un Gobierno represor y asesino.  ¿Cuántas veces, desde los medios opositores, han criticado la “pasividad” del Gobierno Nacional ante piquetes y cortes de rutas? (¿Se olvidaron del piquete campestre ya?)
Y si sabremos nosotros, los del campo Nacional y Popular lo difícil que es superar los esquemas hegemónicos, binarios o antinómicos.
Pero el país con 20 periodistas asesinados en los últimos 2 años, es Honduras, no la Argentina.


No hay comentarios:

Publicar un comentario